top of page

Cómo aprenden los adultos?


La educación de adultos es un aspecto crucial del aprendizaje a lo largo de toda la vida y desempeña un papel importante en el desarrollo personal, la cohesión social y la participación activa en la sociedad. A diferencia de la educación tradicional, que se enfoca principalmente en la educación formal de niños, adolescentes y jóvenes, la educación de adultos abarca todas las formas de educación y aprendizaje destinadas a lograr que los adultos participen de manera efectiva en sus comunidades y en el mundo laboral.


Los adultos se involucran en el sistema educativo por diversas razones. Algunos buscan reemplazar la educación primaria o secundaria que no recibieron o abandonaron, mientras que otros desean adquirir habilidades básicas de educación, como lectura, escritura y aritmética. Además, muchos adultos buscan adquirir formación y conocimientos profesionales para adaptarse a las nuevas condiciones del mercado laboral, cambiar de carrera o seguir desarrollándose profesionalmente. También hay adultos que buscan aprender por motivos de desarrollo personal o placer, así como participar plenamente en la vida social y en los procesos democráticos.


La educación de adultos no se limita a la educación formal, sino que también incluye formas de aprendizaje no formal e informal. Esto permite a los adultos enriquecer y desarrollar sus capacidades tanto para beneficio propio como para el de sus comunidades, organizaciones y sociedades en general. Es importante destacar que el aprendizaje y la educación de adultos están respaldados por el derecho internacional de los derechos humanos, que reconoce el derecho universal a la educación y su aplicación a todas las personas, sin importar su edad.


A medida que nos enfrentamos a perturbaciones causadas por el cambio climático, los cambios demográficos y la creciente influencia de las tecnologías digitales, el aprendizaje y la educación de adultos se vuelven aún más relevantes. Estos desafíos actuales y futuros exigen que se les otorgue mayor importancia en la agenda política, reconociendo su papel fundamental en el desarrollo individual y social.


La educación de adultos se diferencia de la educación tradicional al centrarse en el aprendizaje a lo largo de toda la vida para los adultos, abarcando todas las formas de educación y aprendizaje destinadas a fomentar la participación activa en la sociedad y en el mundo laboral. Esta educación no se limita a la educación formal, sino que también incluye aprendizaje no formal e informal. Reconocer la importancia de la educación de adultos y promover oportunidades de aprendizaje para ellos es esencial para el desarrollo personal, la cohesión social y el logro de los objetivos de desarrollo sostenible.

4 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page